GAFAS DE SOL PARA ESTAR SIEMPRE DE MODA

GAFAS DE SOL PARA ESTAR SIEMPRE DE MODA

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Con la llegada de la primavera y el incremento de intensidad de los rayos solares, la necesidad del uso de gafas para el sol se hace más notable y para algunos[...]
Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest

Con la llegada de la primavera y el incremento de intensidad de los rayos solares, la necesidad del uso de gafas para el sol se hace más notable y para algunos, imprescindible. Por necesidad o por moda, las gafas de sol es uno de nuestros complementos favoritos y por ello, vamos a repasar algunas de las marcas y modelos imprescindibles.

Antes de meternos en faena, quizás interese aportar algunos datos sobre el origen de las gafas de sol que, contrariamente a lo que muchos piensan, son muy anteriores a la Segunda Guerra Mundial, aunque la imagen de los pilotos militares contribuyera definitivamente a su popularización.

Hay referencias del uso de anteojos en China desde el siglo XII oscureciendo cristales de cuarzo y con un objetivo bien distinto a lo que hoy en día valoramos. Eran usadas por los jueces y con ello querían evitar que se viera la expresión de sus ojos durante el juicio y no dar pistas sobre el veredicto.

Con clara necesidad óptica, las tribus de esquimales utilizaban unas primitivas monturas fabricadas con huesos, sin cristales, pero que siendo tan cerradas impedían que el reflejo del sol en la nieve les cegara.

Hasta 1752 no hubo evoluciones en las gafas de sol, que fue cuando un óptico inglés James Ayscough comenzó sus ensayos con los cristales. Su intención era buscar soluciones a los problemas ocularesreferentes a la sensibilidad de la luz solar.

Debemos avanzar hasta el siglo XX para disfrutar por primera de unas gafas de sol con el doble objetivo de protección y moda. En 1929, Sam Foster vendió su primer par de anteojos de sol en el paseo marítimo de Atlantic City y lanzó The Original American Sunglass Brand.

GAFAS DE SOL PARA ESTAR SIEMPRE DE MODA

Durante la era dorada de Hollywood, Foster Grant se convirtió en la elección de gafas de sol de todas las estrellas del celuloide. Ese poder estelar llevó a Foster Grant a lanzar su icónica campaña publicitaria “¿Quién está detrás de esas Foster Grants?”, que se convirtió en uno de los eslóganes más conocidos del mundo y fue reconocida entre las 100 mejores campañas publicitarias del siglo XX.

En 1933, los aviadores comenzaron a utilizar las primeras gafas de sol para evitar los deslumbramientos de la luz solar al realizar las maniobras en el aire. Por ello el ejército de los Estados Unidos encomendó a la empresa Bausch & Lomb para que fabricaran unas gafas con lentes oscuras que protegieran los ojos de los pilotos.

GAFAS DE SOL PARA ESTAR SIEMPRE DE MODA

Fue en el año 1937, cuando se crearon y comenzaron a vender las primeras gafas Ray-Ban, cuyo su nombre significa “barrera contra los rayos”. Durante la Segunda Guerra Mundial nacieron las famosas gafas de sol Ray-Ban Aviador. Y tras la guerra, estas gafas de sol se hicieron muy populares gracias a la imagen de héroes que se habían ganado los pilotos.

TU CARA, TU ESTILO, TU GAFA

A la hora de elegir unas gafas de sol, lo primero y más importante es elegir un modelo que cumpla las especificaciones siguientes y por supuesto estar homologadas. Huye de las falsificaciones, del top manta y mercadillos playeros y compra siempre en establecimientos especializados. Las gafas deben bloquear toda la luz ultravioleta. Una cosa son los rayos ultravioletas y otra la luz natural. Los primeros deben anularse por la lente en el 100% de los casos, mientras que en el caso de la segunda lo conveniente es que la gafa bloquee al menos el 75% de la misma. Reducir la intensidad de la luz siempre favorece a la salud de la vista y a la comodidad.

Por lo que respecta al color de las lentes, lo más adecuado son los verdes, marrones y grises. Cualquier color de lente, mientras la gafa esté homologada, sirve y no te va a ocasionar lesiones, pero siempre es un poco mejor llevar gafas que no disminuyan la visibilidad y, sobre todo, que alteren poco la luz. Verdes y grises son los que mejor cumplen este requisito por lo que son muy buenas para actividades cotidianas como conducir. El marrón sí altera más los colores, pero suelen ser gafas con máxima protección por eso también son muy recomendables por ejemplo para la montaña.

A la pregunta habitual de si deben ser o no polarizadas es bueno aclarar este punto porque muchas veces lleva al engaño y sobre todo a la equivocación. No hay que obsesionarse con que sean polarizadas, para nada significa que la gafa sea mejor. Las polarizadas ayudan a eliminar la luz reflejada pero no son recomendables, por ejemplo, cuando se combinan con otros cristales polarizados como puede ocurrir en los coches. Es muy habitual que, en los coches modernos con cuadros de mandos y navegadores hechos de pantallas de cristal, el uso de una gafa polarizada nos impida ver con nitidez las indicaciones de los controles.

Por último, a la hora de elegir la gafa debemos tener en cuenta el uso, si son para la práctica de algún deporte, por ejemplo, para navegar hay que optar por los modelos que flotan y en deportes de alta intensidad, el ajuste debe ser perfecto recurriendo, incluso, al uso de cintas para sujetarlas mejor a la cabeza y que no salgan volando.

Y como no, que se ajusten a la forma de nuestra cara. Para las facciones más cuadradas se recomiendan monturas de formas más redondeadas y para las más redondeadas, monturas de ángulos. Hay un modelo que en opinión de los expertos es el que mejor queda en la mayoría de las caras, se trata de la Wayfarer de Ray-Ban.

GAFAS DE SOL PARA ESTAR SIEMPRE DE MODA

Por lo que respecta al color, si tu piel es muy clara tienes los colores que mejor te quedan son los oscuros, tonos fríos como el negro, gris, blanco y azul. Si tienes una tez dorada es mejor que elijas monturas en tonos suaves como el rosa, azul, blanco o crema, también puedes elegir colores metalizados como el oro o el bronce. Si tienes la tez morena los colores o tonalidades que más te favorecen son el habana, ámbar, mostaza o dorados. Y el tono rosado es uno de los más favorecedores al que le queda bien casi cualquier color.

LA LISTA INFINITA

La oferta de marcas de gafas de sol es infinita. A las marcas tradicionales se han sumado todas las marcas de moda, ninguna ha querido renunciar a promocionar, al remolque de su producto locomotora, complementos varios entre los que no podían faltar las gafas de sol. En general son licencias y están fabricadas por productores de óptica reconocidos cumpliendo todos los estándares.

Apuntemos aquí algunos de nuestros clásicos favoritos, con los que seguro no te equivocarás nunca.

Ya hemos visto que Ray-Ban tiene un lugar bien merecido en la historia de las gafas de sol y que tanto con una Wayfarer como con una de aviador vas a triunfar. Desde luego, un par de ellas son imprescindibles y la duda es sólo el color. Personalmente para la Wayfarer prefiero el negro y la para las de aviador el verde con montura dorada. Y siguiendo con el estilo aviador, tan populares como las Ray-ban aunque, quizás, un poco menos conocidas son las Randolph.

Esta marca fue el sueño de un par de emigrantes polacos que llegaron a los USA con cuatro pavos y la idea de fabricar la mejor gafa para pilotos. Jan Waszkiewicz había servido en el ejército como navegante y Stanley Zaleski como mecánico en la Royal Air Force. En 1973 abrieron sus puertas en un pequeño taller de la calle Randolph, en Boston y en 1977 consiguieron su primer contrato como proveedores del ejército. Sus formas son inconfundibles y me encantan sus patillas planas para usar con el casco y no destrozarte las orejas.

Aterrizamos y nos vamos de carreras con dos marcas imprescindibles. Por orden de antigüedad en nuestra lista no pueden faltar unas E.B. Meyrowitz. El amigo Emil Bruno Meyrowitz nació en Prusia a mediados del siglo XIX y fue muy reconocido en su época por la fabricación de productos ópticos, entre los que no faltaban gafas. Con el estreno del siglo XX y el nacimiento de la aviación y la competición automovilística, los modelos de EB Meyrowitz acompañaron a los pioneros de ambas actividades. Cuando en 1923, André Lagache y René Leonard a los mandos de un Chenard-Walcker ganaron las primeras 24 Horas de Le Mans utilizaron sus gafas. Al igual que otros ilustres como el ilustre Woolf Barnato, el piloto oficial de Bentley y Sir Malcon Campbell, el hombre que estableció el primer record de velocidad terrestre. Sus colecciones actuales incluyen modelos hechos a medida, con monturas de carey y de una calidad extraordinaria. Me encantan.

En la órbita del motorsport, me gustan mucho las Carrera. El pionero austríaco, Wilhelm Anger, quien fabricaba gafas a través de su empresa Wilhelm Anger Werker, decide en 1957 rebautizar la empresa inspirándose en la Carrera Panamericana. Esta competición de carretera empezó a celebrarse a principios de los años 50 en Mexico utilizando el recién abierto trazado de la carretera Panamericana y es ampliamente considerada como una de las carreras de coches más exigentes del mundo.

Lanzadas a finales de los 50, sus gafas fueron las favoritas de los pilotos durante las décadas de los 60 y 70. Y saltaron desde los circuitos a las pistas de esquís, donde las Carrera siguen siendo las favoritas de los campeones de descenso.

El mundo de la nieve ha sido un escenario fundamental para lucir las gafas de sol. Cuando los primeros esquiadores empezaron a deslizarse por las pistas más exclusivas de los Alpes o las Rocosas, para proteger sus ojos eligieron unas Vuarnet, El óptico francés y apasionado del esquí, Roger Pouilloux comenzó a fabricar en el año 1957 unas gafas con una montura de fibra muy flexible y ligera a las que une un cristal de su invención el Skilynx que matiza los contrastes en las montañas nevadas.

En 1960 y para promocionar su producto llega a un acuerdo con el campeón olímpico de esquí Jean Vuarnet, de quien toma el nombre para comercializar las gafas. Su modelo 02 me ha acompañado desde hace más de 30 años en todas mis escapadas a la nieve y sigue luciendo tan moderno, cómodo y seguro como el primer día, a pesar de unos cuantos revolcones…

Para cerrar este artículo sumo otras clásicas que son mis compañeras de actividad deportiva, las Oakley. Desde 1975 cuando su fundador, James Jannard comenzó la aventura con una inversión de 300 dólares y desde el garaje de su casa. Usando un material plástico de su invención al que llamó Unobtainium (que no se puede obtener, con un guiño a la ciencia ficción) empezó vendiendo puños para motos de motocross. Con ese material y una forma curva que abraza la cara, lanzó en 1980 sus primeras gafas y desde ese momentos, pilotos, ciclistas o corredores han hecho de las Oakley una parte más de su equipamiento.

Hoy en día, son tan duras, que incluso el ejercito las ha homologado para las misiones más duras. Y el nombre…pues era el de su mascota, un lindo Setter inglés.

Y cierro con una de mis favoritas, que uso tanto de sport como cuando visto más formal. Las Persol lucen desde 1917 en los rostros más populares del deporte, el cine o la música. Creadas por el fotógrafo y óptico italiano Guiseppe Ratti desde el principio se esforzó por desarrollar unos cristales de la máxima calidad. Bendecidas por el siempre delicioso diseño industrial italiano, sus gafas son fácilmente reconocibles por esa flecha de la patilla y por ilustres usuarios como Steve McQueen, cuya imagen con las 714 es icónica.

GAFAS DE SOL PARA ESTAR SIEMPRE DE MODA

Javier Arias

ARTÍCULOS RELACIONADOS

SUSCRÍBETE

Regístrate en la newsletter de El Aristócrata y recibe en tu correo lo último en Ropa, Relojería, Vehículos y Estilo de Vida

COMENTARIOS

6 comentarios

  1. Excelente articulo Aristócrata, un compendio de los modelos mas famosos e históricos, solo mencionar que, quizás, echaría de menos unas Arnette AN4286, tan codiciadas cuando el poderío de nuestra juventud nos eclipsaba el buen gusto…allí, en la ruta del bacalao. Al final, lo burdo, si rozó con nuestra juventud, también se le tiene aprecio.

    Un saludo y felicidades por el blog

    2
    0
  2. Hay dos firmas de gafas que para mí son las más exclusivas, se trata de Lindberg y Maison Bonnet. Son gafas hechas a medida totalmente personalizadas con monturas de titanio, oro, platino, cuerno de búfalo y diamantes. Son firmas de gafas muy poco conocidas y para mí y para los expertos en gafas son las mejores firmas que hay.

    Un saludo.

    0
    2

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Foto del día

Chica de la semana

Vanidades Culinarias

Vídeo de LA SEMANA

La enciclopedia del buen vestir

es Spanish

BIENVENIDO

Para acceder a nuestro sitio web tienes que ser mayor de 18 años.

La legislación española no permite la venta de bebidas alcohólicas ni productos del tabaco a menores de edad.

El Aristócrata recomienda un consumo moderado y responsable.