sábado, 1 de abril de 2017

PRIMAVERA: MOMENTO DE CAMBIAR EL ARMARIO

Que el calor es el mayor enemigo de la elegancia es algo que dejó hace tiempo de ser solo una opinión para pasar a ser una realidad fácilmente contrastable. Bastará pasear por cualquier calle de nuestra geografía nacional para comprobar cómo conforme aumentan las temperaturas el código de vestimenta se relaja hasta puntos insospechados. 

La búsqueda de la comodidad hace que en estas fechas se empiece a dejar de prestar atención a normas que sólo unas semanas atrás parecían de obligado cumplimiento. Sin embargo, también en primavera se puede encontrar un enorme elenco de prendas, tejidos, estampados y colores para, además de seguir disfrutando del día a día con elegancia, hacerlo también con frescura.
La entrada de la primavera nos recuerda que ha llegado el momento de cambiar nuestras abrigadas prendas de invierno por otras más frescas y alegres. Es precisamente la alegría de esta estación la que debe animarnos a dejar progresivamente de lado los tonos más oscuros y dar entrada a otros más vivos. El colorido de la primavera unido a las agradables temperaturas y a las muchas horas de luz de las que ya disfrutamos debería animarnos a guardar nuestros trajes de invierno y abrir las puertas de nuestro armario a la nueva temporada.

Para ello nada mejor que apostar por trajes de tejidos frescos donde aparezca la lana mezclada con vicuña, lino, alpaca o seda. Las conocidas como lanas frías además de caracterizarse por su gran traspiración permiten jugar con estructuras menos armadas donde se prescinde de voluminosas hombreras, entretelas y forros. Estos trajes desestructurados dan como resultado una prenda menos pesada, más desenfada y sobre todo mucho más fresca y estilosa. 
Transmitir a la ropa las particularidades de cada estación resulta fundamental para vestir de manera elegante todo el año. Para ello disfrutemos del colorido y alegría de la primavera y demos una oportunidad a tonos alejados de los clásicos azul marino y gris marengo. Apostemos por los colores beis o azul claro sin olvidar que también los tonos pastel son una más que interesante opción a considerar. 

El relajamiento que se da en estos meses recibe de buen agrado la gran diversidad existente de tejidos de sport de entretiempo. Es el momento de combinar chaquetas de estilosos estampados, como los cuadro ventana, con pantalones lisos. Las chaquetas de sport color lila, verde, azul o, por ejemplo, rojo mate son perfectas para disfrutar con estilo de la luz de esta estación. Es precisamente el relajamiento de esta época la que hace que los trajes conocidos como dos piezas – un pantalón y una chaqueta de diferente color - vayan ganando espacio al clásico traje de chaqueta. 
Estos conjuntos permiten además dar entrada a estampados y colores difíciles de imaginar en un traje de chaqueta. En la ropa de sport los jerséis de lana oscuros dejan paso a los de punto de tonos vivos y los pantalones de colores próximos al calabaza o azul claro y de fino algodón toman el lugar que en invierno ocupaban los más abrigados y oscuros. Los colores de las camisas se harán ahora más vivos, sus diseños más atrevidos y poco a poco el lino empezará hacer su aparición. 

En primavera los modelos de zapatos, al contrario de lo que sí ocurre con el resto de prendas del atuendo masculino, serán muy similares a los que se han vestido en invierno siendo todavía obligatorio el uso de zapatos de cordones o de hebilla. Sin embargo, no nos equivocaremos si apostamos para ellos por colores algo diferentes como el vino, el marrón claro o incluso el azul mate. 
Con los conjuntos de dos piezas sí se podrá disfrutar de la mayor frescura de los mocasines y cuando las temperaturas aumenten, y durante nuestro tiempo de ocio, no deberíamos privarnos de la comodidad de unos buenos gominos olvidándonos incluso de usar con ellos calcetines. Por el contrario, es importante recordar que, modas aparte, el calcetín es de todo punto obligatorio con cualquier conjunto de corbata. 

Cerciorémonos de que en los complementos también se note la llegada de la nueva estación. Tanto en la vestimenta de traje como en la de sport evitemos los calcetines de lana y sustituyámoslos por unos de fino algodón. Demos rienda suelta a nuestra imaginación y juguemos con divertidos estampados cuando la ocasión lo permita. Las corbatas de punto de seda deben ya ocupar el espacio dejado por las de lana, los gemelos se llenarán de color y de diseños alegres y los pañuelos de bolsillo de cachemira habrán dejado su lugar a los de lino y seda con detalles en verde, violeta o rojo. 
Una bonita pashmina de lino además de protegernos en las todavía frescas noches de mayo pondrá el broche de estilo tanto a los conjuntos de corbata como a los de sport. Y para las horas más frías nada mejor que los tan actuales acolchados sin mangas. El hecho de poder prescindir del abrigo se presenta como el guiño perfecto para introducir todos esos objetos que llenan nuestras manos disfrutando de los tan estilosos bolsos de mano que hoy fabrican las mejores casas de piel.

Con las terrazas de verano abriendo ya sus puertas y las largas noches de asueto que tenemos por delante no parece que debiese existir excusa alguna para no sacar del armario las prendas más frescas y estilosas y disfrutar de la que para muchos de nosotros es la época más alegre y divertida del año.

El Aristócrata

7 comentarios:

Contacto dijo...

...Es curioso que pasemos de los trajes azul marino a las camisetas de franjas y colorines con logos enormes de faunas diversas , y no valoremos un traje sastre en una paleta de colores acorde a la estación,,,

Anónimo dijo...

No solo no es curioso. Es alucinante!. Como una vez escuché decir en una charla a EA, en España se viste igual en el mes de enero con -5º que en Agosto a 35º. Reconozcámoslo, en nuestro país no hay cultura por el vestir. Solo hace falta ver las pocas tiendas de hombre q abren. Eso por no hablar de moda. No tenemos ni un diseñador de hombre conocido.

No obstante, es viernes y toca alegrarse!!

Saludos para todos
Andrés

Anónimo dijo...

Menuda Chica del Viernes. Quita el aliento.

Vivan los viernes de Elaristocrata!!

Anónimo dijo...

Tengo una pregunta importante. Para las épocas de calor, en el sur al menos, se suele salir de noche, porque de día es imposible. ¿cómo se debe vestir con este tiempo?. Entiendo que de noche se debe vestir de oscuro, incluso hay personalidades que defienden a partir de la caída del Sol el negro riguroso. Pero ¿qué trajes oscuros llevar en las noches de más de 35º?

Ignacio dijo...

Buenas tardes:
¿Es correcto vestir un dos piezas formado por una chaqueta de lino-algodón, desestructurada, de color crudo con un pantalón de algodón azul claro o beis y corbata de lazo para un bautizo o Primera Comunión, a mediodía, en primavera o verano, en un cortijo extremeño?
Gracias por sus enseñanzas.
Ignacio.

Ignacio dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Anónimo dijo...

¡Hola! Me gustaría saber qué tipo de traje y colores puede llevar un confirmando.Mi hijo va a realizar la confirmación este mes de Mayo y tengo dudas.Muchísimas gracias.