domingo, 4 de marzo de 2018

CLAVES DEL ZAPATO DE HEBILLA

Por unos amado y por otros no entendido, este modelo de zapato goza de gran aceptación en países como España e Italia.

Aunque difícil verlo en los pies del más purista inglés – este entiende que algo con adornos metálicos no puede tener cabida en cualquier atuendo mínimamente formal -, la realidad es que hoy se viste acompañando tanto a trajes como a conjuntos de sport. Además, los modelos de hebilla realizados por ciertos artesanos zapateros aportan un estilo difícil de conseguir con cualquier otro modelo. 
Los “monk” deben su nombre al zapato elegido por los monjes para desbancar a las poco protegidas sandalias que usaban hasta entonces. Situado en un paso intermedio entre el formal Oxford y el más informal derby, su versatilidad permite vestirse tanto con el mejor traje azul marino y, también, con unos sencillos jeans. Si bien ni con chaqué ni esmoquin es correcto, bastará con acertar con su color para saber qué modelo combina mejor con uno u otro conjunto. 
Si el modelo más polivalente es el marrón oscuro, el burdeos cada día gana más adeptos acertando con conjuntos tanto de corbata como sin ella. Si el doble hebilla negro sigue siendo un “must”, la realidad es que su protagonismo de antaño ha dejado paso a otros colores. No obstante, el popular traje azul marino admite de buen grado tanto este color como otros marrón o cercanos al burdeos. El gris por su parte prefiere las tonalidades oscuras de marrones. 
Un modelo particularmente interesante es el doble hebilla de ante. Aunque más informal que el de piel estándar, incorpora una nota de estilo difícil de conseguir con cualquier otra terminación. Asegurándose de que el corte del traje es lo suficientemente dandi como para combinar elegantemente con este zapato se habrá acertado. Los trajes de corte más clásico quedarán con seguridad mejor con una piel que no sea de ante. 
A pesar de que se vean zapatos de doble hebilla con adornos tipo “brogue” en la puntera, o incluso en las palas, lo cierto es que las hebillas ya de por si tienen la suficiente personalidad como para no necesitar dibujo alguno más. Una puntera limpia o solo una fina línea es todo lo que necesita para no parecer sobrecargado. Otro modelo especialmente elegante es el doble hebilla cuyas hebillas apuntan al talón del zapato y no aparecen cosidas en vertical. 
Estas terminaciones conocidas como cutaway suelen ser más visuales con los conjuntos de sport, aunque de acertar con el diámetro de boca de pantalón y la línea del zapato el resultado puede ser también bien recibido con traje. Las botas balmoral, zapato que ha acompañado históricamente al chaqué, o las conocidas como botas Chelsea, empiezan también a hacerse en horma de doble hebilla con resultados increíbles. 
Si los amantes del vestir más refinado hacen coincidir el color de las lazaderas de sus tirantes con el de sus zapatos, también estos se aseguran de que el color de las hebillas de sus zapatos coincide con el de su reloj o el de sus gemelos. No obstante, como ya se ha apuntado en esta columna en otras ocasiones, todo lo que parezca demasiado forzado o pensado no suele ser elegante. 
El doble hebilla puede, perfectamente, compartir espacio en el armario con el de hebilla simple aunque, preferencias aparte, este último carece del estilo del primero. Dicho esto, lo que sí se debería evitar es optar por zapatos de tres hebillas o de dos donde ambas hebillas estén muy próximas. 
Independientemente de las modas, siempre malas consejeras, téngase en cuenta la recomendación de dejar las suelas de goma para el entorno rural. Tampoco vestir los doble hebilla sin calcetines parece lo más higiénico, independientemente del resultado estético y lo de moda que esté.

El Aristócrata

15 comentarios:

Anónimo dijo...

Buenas noches.

Primera vez que entro a comentar algo. Llevo cerca de un año ojeando artículos y comentarios.

Felicitar a quien haya escogido las fotos de estos semiformales con hebilla. Y desde luego a sus artesanos.

Son todos preciosos. Cada uno en su estilo. Muy buena elección

Espero impaciente la opinión de Antonio G Enrile, soy muy de sus gustos en cuestión de zapatos.

Un saludo para todos, especiales para Jmanuel, por dejarnos disfrutar de su blog y su afición. Gracias, Aristócrata.

Anónimo dijo...

La finura de todos los zapatos escogidos es impresionante. Qué preciosidad de modelos. Lastima que el 100% de ellos sean de fuera de España.
Sr. Aristocrata, tiene usted un gusto increíble.
Saludos.
Patri

Anónimo dijo...

No querría dejar pasar la ocasión para hacer un comentario sobre el artículo de las bermundas, pantalones cortos y demás familia.


No veais lo que me pude reir, entre las fotos y los comentarios.

La ropa de calle deportiva da mucho juego, desde luego. Lo mismo para poder ir bien tapadito, según las circustancias climatológicas, así como para poder comprobar el grado de buen gusto del portador.
Por el contrario, el grado de hortera se puede mostrar en toda su extensión.

recuerdo de pequeño, me ponía mi madre como un cromito, con aquellos ''palones'' cortos beis y la americana azul marino de botones dorados. Vamos, que iba mas chulo que un ocho a ciertos actos.

Ver hoy eso puesto a un pureta, como que no.

No me quiero enrollar con el temita, pero me horrorizan los muy pegados y demasiado cortos. He visto en grandes hoteles, ''cosas'' de concurso de los horrores. Aun recuerdo un día intentando desayunar, no podía con la risa. Estaba con unos amigos y tuvimos que salir del comedor para disimular.

¿alguien sabe, el porqué casi siempre son ingleses?

Mas saludos.

Anónimo dijo...

Sin contradecir a los dos compañeros anteriores apuntar q no creo q ninguno de los zapatos de este artículo bajen de 1.000€. Y quién en España se gasta 1.000€ en unos zapatos? Muy poquita pues ni se tiene gusto ni se entiende el porqué del precio de bellezas como estas.

Me ha gustado mucho tanto el artículo como las fotos.

Por cierto, Enrile podía hacernos un doble hebilla tipo los de las fotos a los miembros de esta comunidad. Qué pensáis? Antonio, lo harías?

Anónimo dijo...

Sería muy instructivo e interesante que el Sr. Enrile en colaboración con "El Aristocrata" publicará en este canal algún vídeo sobre cuidado del calzado, mejores productos empleados y cómo glasear la punta de un zapato.

Antonio garcía Enrile dijo...


Buenos días,
Trato de responder a los que me nombrais en los comentarios.
Creo que lo primero es tratar de identificar los zapatos y comentar que si acierto, no todos superan los 1000€ ni están hechos por artesanos, al menos cuatro de ellos son goodyear(industriales). Si bién el 100%de las empresas o artesanos son extranjeros que no ingleses, al menos uno de ellos se fabrica en España.

-Bota. Septieme Largeur (goodyear)
-Jhon Lobb (casa hermés) mitico Chapel , un diseño con un nivel técnico muy alto, se corta como una naranja, de una vez. (goodyear)
-blucher una sola hebilla. Japones fijo, diria que Masaru Okuyama (handwelt)
-Bota doble hebilla, otro Japones, Joheifukuda (handwelt)
-Zapato con bordón doble hebilla...sin duda Eduard Green (goodyear)
- Doble hebilla ante- Por el perno diría que Gaziano and Guirlind. No se si goodyear o handwelt
- Una hebilla con puntera y brogueado ..Croquet&J (goodyear)
- Doble hebilla negro...Saint Crispin (handwelt)
-Una hebilla y costura noruega(handwelt) este me tiene un poco despistado, diría que pueden ser dos artesanos Saint Crispin o Enzo Bonafe.

Lo cierto es que algunos me gustan y otros no, no acabo de verlos con traje. Pero en cualquier caso esto es solo una opinión personal que nada puede aportar pues no soy precisamente un Gentleman.
Me parece perfecto no encorsetarse en que se puede usar con traje o de forma informal, de hecho me gusta mucho usar oxford en pieles y colores que rebajan su formalidad con vestimenta relajada (para algunos será un sacrilegio).

A la persona que pregunta si puedo hacer zapatos de hebilla, comentarle que naturalmente que puedo, pero no serían "como estos" , cada fabricante/artesano , le da su acabado, su horma, su piel, su diseño . No he sacado nunca un patrón de este modelo por falta de tiempo.

Sobre los videos de limpieza y pulido, comentarle a esta persona que puede encontrar decenas de ellos en youtobe, le recomiendo los de Justin "theshoesnob" durante un tiempo se dedico a esto en exclusiva y tiene una gran experiencia.

Un saludo

Enrile

Leo dijo...

Buenos días, estimados EA y compañeros:
Coincido con los demás en lo acertado del artículo y las fotos.
Solo añadir que soy asiduo de los doble hebilla de ante (actualmente tengo tres en diferentes tonos de marrón) y combinan perfectamente con vestuario deportivo (pantalones tipo chinos, vaqueros, pana...).
Por alguna razón que se me escapa, a veces he visto gente calzando doble hebilla con la segunda desabrochada. No sé si será alguna moda ultramoderna, pero a mí no me gusta. Y la ausencia de calcetines, por supuesto, también debería prohibirse con este calzado.
Saludos.

Anónimo dijo...

En atención a la aportación anterior. Creo que debiéramos crear una comisión compiladora que permita refundir los errores más comunes en el vestir del caballero y darles una respuesta penal.

Por ejemplo: El que vistiere sin calcetines será penado con cinco latigazos.

Anónimo dijo...

No me parece que sea para tanto, aunque meterse en la cama con ellos bien merece quedarse sin postre.

Leo dijo...

Ja, ja, ja! Bueno, era una forma de hablar, claro está. No somos quiénes para prohibir nada a nadie. Simplemente quería reforzar el comentario que hacía D. José Mª. pero quizá he sido demasiado vehemente.
Me disculpo por ello y envío un cordial saludo.

Armando Pardo Tejeda dijo...

Amigos de la Madre Patria, no puedo evitar el comentar la imponente belleza(s) que se ve(n) en "la chica del viernes": el prisma y el túnel de el vértice de la Baja California Sur en México, y sobre todo la mirada de admiración que se nota en los ojos de la chica que los está viendo ..... ¡ah!, perdón, no se le ve esa mirada de admiración. Tal vez no hable de México, pero al menos una foto de acá está presente. Saludos de Xalapa, México:
Armando

Armando Pardo Tejeda dijo...

P.D. Hablando de la elegancia, que es el tema del blog, ofrezco mis disculpas por haberme salido de el. He tenido oportunidad de estar en la presencia de algunos jefes de estado (USA, Cuba, México) y con Fidel Castro me tocó verlo enfundado en traje militar NO de gala, y en traje de vestir, de color azul entre marino y celeste, con camisa blanca y corbata así mismo azul, no le vi los calcetines, pero sus zapatos eran uno Derby; traje seguramente bespoke, y también vi una película con Pierce Brosnan donde acaba de salir de la cárcel (una espantosa ergástula norcoreana) después de haber sido torturado con alacranes y militares norcoreanos (a decir del filme); Brosnan, sin bañarse, rasurarse y vestido con harapos de prisión llega a un hotel en Hong Kong y solicita 3 trajes y 7 camisas, que le llegan en el término de una hora mas o menos.
Pues sin bañarse, sin rasurarse, y en harapos, el inglés se veía MAS elegante que Fidel Castro en su bespoke.
Es decir, la elegancia no siempre se puede obtener, muchas veces hay que nacer con ella.
Nuevamente saludos.

Anónimo dijo...

Jajaja dudo mucho que esos trajes hechos en una hora tengan algo que ver con los de saville road los cuales necesitan 4 pruebas mínimo ,porque además en la siguiente secuencia si lleva un traje de saville road .es lo bueno de una película y ser bond 😂😂

Armando Pardo Tejeda dijo...

Saludos amigos de la Madre Patria; para los aficionados a los coches, acaba de terminar el evento en México del campeonato mundial de rallys, estuvo situado entre la Ciudad de Mexico y León, en el estado de Guanajuato. Esta última ciudad es famosa por la fabricación de calzado, del cual hay desde regular hasta alta categoría, en la transmisión televisiva muestran imágenes de un fabricante de zapatos en su labor. Estaba elaborando un par tipo monk de doble hebilla, claro. La transmisión fué a nivel internacional, incluyendo España, espero que alguien de ustedes la haya visto, y esto ya fue para los aficionados a los zapatos.
Saludos desde Xalapa, México: Armando

Javier Martinez dijo...

En cuanto a tu manera de calzar unos oxford no es un sacrilegio es un pecado mortal.... pero, yo te perdono... jajajaja.Un abrazo