jueves, 25 de septiembre de 2008

Vestimenta de las invitadas a una boda

Hace tiempo que recibo muchas peticiones para escribir un artículo sobre elegancia femenina. Como en esto no soy ningún experto he preferido que sea mi buena amiga Barbara, experta en protocolo, quien lo escribiese. No obstante he añadido alguna foto para que nosotros también podamos comentar en este artículo. Espero os guste:
Según Lorenzo Caprile en su libro “Vamos de boda” de la editorial Temas de Hoy, una boda es una ceremonia, no un baile, ni la entrega de los Oscar de Hollywood. No es el momento de tirar la casa por la ventana y de disfrazarse de lo primero que se nos ocurra. Según este famoso diseñador, sólo quedan las bodas como escaparate para que una mujer pueda lucirse. Lo peor es que muchas, como opina Lorenzo en su libro, no saben hacerlo, convencidas de que “más es más” o “más es mejor” y se cuelgan todo lo que encuentran a mano.
Lo esencial ese día según el diseñador, es vestir con naturalidad, discreción y sutileza, todos sinónimos de elegancia.

Lo primero a tener en cuenta antes de decidir el atuendo de una boda, es saber si se trata de una boda de día o de noche.

Si la boda es de día nunca se podrá ir de largo y lo aconsejable es llevar un vestido corto o de media pierna, o vestido de cóctel sencillo, o bien un traje de chaqueta de pantalón, o de falda con colores llamativos y fuertes. Los accesorios tienen que ser sencillos y elegantes. Los zapatos serán del mismo tono o color que el traje y por último el bolso a ser posible del mismo color. Una buena idea es forrar los zapatos de la misma tela que el traje, queda muy elegante.

En bodas de día o tarde (tempranas) se puso de moda las chaquetas tipo Chanel con faldas de gasa combinadas con casquettes o tocados simples en el pelo. Lo bueno de una boda de día es que las invitadas pueden llevar en el pelo un bonito adorno, bien sea sombrero, pamela, “casquette”, tocado, un mini sombrero con plumas, etc. que les dará un toque diferente a su atuendo y que las hará distinguirse de las demás. A mi me encantan los tocados y pamelas, cada vez están más de moda y es un “must have” hoy en día. Si la boda es en invierno no se puede llevar abrigo informal, habrá que llevar un abrigo oscuro elegante y largo y nunca por favor aparecer en la iglesia con una gabardina, aunque sea un día lluvioso.

Cuando la boda es de noche las invitadas pueden ir de largo con colores sobrios o bien si la boda no es tan formal, llevar un vestido de cóctel de gasa, pero no podrán llevar sombreros, ni pamelas, sin embargo si podrán llevar recogidos y también es posible los tocados.

Muchas veces nos preguntamos si es posible llevar pantalón a una boda. La respuesta es que si el pantalón es de gasa muy ancho o de raso bordado y hace juego además con unas bonitas sandalias de tiras finas y de tacón de aguja, puede ser de lo más elegante. Ahora está de moda las sandalias o zapatos con alzas, súper modernos combinándolos con vestidos vaporosos y sandalias de madera.

Además quedaría muy bonito si se combinase el pantalón con una parte de arriba tipo ’twin-set’ (dos piezas) en dorado o plata o bien con un bonito top de lentejuelas.

Los materiales de los trajes aconsejados para una boda son los de gasa, seda salvaje, seda, raso o lino y los textiles como la lana y el algodón son siempre más informales por lo que yo les desaconsejo totalmente. Los tejidos dependen también de las estaciones, por ejemplo el terciopelo es apropiado para invierno y en verano es más común la gasa. Las invitadas no deberían ir vestidas de blanco o marfil porque es el color que usa la novia y ella es la protagonista en este día tan especial. Los trajes de color negro en mi opinión tampoco resultan muy apropiados, porque al fin y al cabo una boda es una celebración y se asocia más con colores más alegres mientras que el color negro en España está más asociado al luto. Se puede ir vestida de negro pero siempre que se combine con un toque de color por ejemplo negro y plata, negro y dorado, negro y blanco, etc. El reloj nunca se lleva en una boda a no ser que sea un reloj de pulsera pequeño o un reloj joya y en cuanto a las joyas siempre es bonito llevar buena joya, un bonito collar de perlas australianas, unos pendientes de diamantes, de esmeraldas, de rubíes, una sortija de diamantes, oro blanco, un buen anillo, un bonito broche de esmeraldas… Lo importante es que la joya vaya acorde con el traje y siempre le dará un toque especial y además, si es posible, evitar bisutería y también los collares y colgantes largos, aunque ahora estén muy de moda.

Los bolsos deben ser de tamaño pequeño, bien dorados, de terciopelo, y lo más bonito es optar por bolsos llamativos con lentejuelas si se viste un traje liso sin estampado. Los accesorios son esenciales por lo que siempre hay que planear cuáles llevar con tiempo. Y yo aconsejo ir con el traje a las tiendas para encontrar un bolso y unos zapatos acorde con el traje, es decir del mismo tono. En el caso de que el traje sea estampado, el bolso tendría que ser liso o bien estampado igual que el traje. Queda muy original forrar los bolsos de la misma tela que el traje.

Los zapatos pueden ir forrados con la tela del traje y lo recomendable son zapatos de salón con tacón, aunque en verano es frecuente el uso de sandalias, pero si este es el caso, siempre tendrán que ser con tacón.

Se recomienda llevar medias claras en las bodas de verano pero en el caso de llevar sandalias es mejor no llevarlas.

Dejar los hombros al descubierto durante la ceremonia religiosa no es correcto y siempre hay que cubrirlos con un chal, una chaqueta o bien un mantón de Manila. El chal, el mantón, la pashmina siempre tiene que ser del mismo color que el traje y que vaya acorde con el mismo. Evitar si es posible los materiales como la lana o el algodón y optar más por materiales como la seda y la gasa.

¿Cómo viste la madrina?

La mujer más mirada después de la novia es siempre la madrina y lo más apropiado es que lleve la mantilla que, según los puristas, tiene que ser de color negro y auténtica. Puede llevar un sombrero o nada en la cabeza. Para el vestido, hay que ser original y huir de todos los marfiles y blancos, que es el tono reservado exclusivamente para la novia. Si opta la madrina por llevar sombrero, aunque ya hemos dicho que no es lo apropiado por la noche, tendrá que tenerlo puesto durante toda la cena. Pero, si hay baile y sale a la pista, pues no sólo ha de quitárselo, sino que lo ideal es que se quede sin él y disfrute al máximo en honor de los novios. Para concluir he aquí dos famosas citas de Coco Chanel en cuanto a la moda:

“La moda se pasa de moda, el estilo jamás”

“No existen mujeres feas, sino mujeres vagas” o “no existen mujeres feas, sólo mujeres que no saben arreglarse.

Por último Honoré de Balzac afirmaba: “el bruto se cubre, el rico se adorna, el fatuo se disfraza, el elegante se viste”.

Bárbara C.G-A

31 comentarios:

Víctor Zamora dijo...

Un artículo muy interesante aunque debo confesar que desconozco todo lo relaciondo con la indumentaria femenina y siempre es muy agradable leer sobre cosas desconocidas. Lo único en lo que no puedo coincidir es lo del reloj que, aun siendo utilizado como joya, onsidero del todo inapropiado y debe evitarse.

Víctor Zamora dijo...

Aunque supongo que se sobrentiende se me olvidó felicitar a la señorita Bárbara por el artículo.

nacho dijo...

Amigo aristócrata,no acierta sólo "in obligando",sino que también "in eligendo",sensacional como siempre,como el víctor zamora,felicite a su amiga Bárbara.Toda una clase teórica.Me encantan las mujeres con pamela en las bodas,y por las noches con un mantón de manila...clasicismo a la española(me retrotrae a otros tiempos).
Un saludo.

Bárbara C dijo...

Muchas gracias Víctor y Nacho.
Víctor el reloj lo desaconsejo totalmente eso sí hay relojes pequeños tipo joya Cartier que parecen más bien pulseras y que pueden quedar muy elegantes.
Un saludo,
Bárbara C.G-A

Anónimo dijo...

Felicidades a Barbara por su gran artículo me ha encantado y he aprendido mucho con él.
Veo que El Aristocrata tiene una buena pareja femenina y con gustos tan refinados como él.

saludos desde Galicia.

Anónimo dijo...

Muchas gracias Anónimo!!
Bárbara C.G-A
Saludos desde Madrid

Anónimo dijo...

Ya era hora q nos regalases un articulo para nosotras. Mi marido no hace otra cosa q conversar sobre su magnífico blog y yo no tenía mucho q aportar.
Señorita Bárbara muchas gracias por sus consejos. Ha sido un placer leerla.
Saludos desde el Peru

objetodedeseo dijo...

Gracias Aristócrata por publicar algo sobre la elegancia femenina. El post me ha parecido bastante bueno pero discrepo con el hecho de forrar zapatos y bolso de la misma tela del traje. Precisamente, ahora la tendencia es todo lo contrario. No sólo no se forran los complementos, sino que muchas veces se eligen en un color y tela totalmente diferentes al vestido para crear contraste. Incluso cuando el vestido tiene varios colores, los complementos se eligen en el color menos predominante del conjunto.
Además, tú mismo nos lo has mostrado con la foto de Goya Toledo: vestido plata y bolso azul tinta.

Besos, Jordana Turé.

T dijo...

A mí lo de forrar zapatos tampoco me convence y quiero creer que la foto de Goya Toledo está piuesta precisamente para ilustrar como no debe irse a una boda. Y lo mismo digo de la del traje rojo.

XAVS dijo...

Enhorabuena por el post, Bárbara. Personalmente suscribo tu opinión y pienso que una pamela y/o un tocado pueden ser un complemento sensacional que rompan un poco la sobriedad del atuendo. Pese a que soy amigo de las extravagancias, a las bodas uno va a acompañar a los novios en un día que ellos protagonizan y, por supuesto, no se debe competir. Por más que Heidi está espectacular con el Dior de Alta costura, o Goya con el Elie Saab de Alta costura también, no asistían a una boda y ese vestido, sin duda, no es de boda.
Mis recomendaciones para mujeres con bodas a la vista: Jamás el vestido más bajo del tobillo, sobriedad en el calzado y el bolso, daros una alegría: joyas o tocados y evitad el blanco y el negro, claro está.

Un saludo y felicidades de nuevo!

Bárbara CGA dijo...

Objeto de deseo puedes tener razón lo de los zapatos forrados está un poco demodé pero es todo un clásico. Gracias a todos por vuestros buenos comentarios.
Bárbara CG-A

El Aristócrata dijo...

Antes de nada quiero dar las gracias a mi buena amiga Bárbara por tan excelente artículo.

Efectivamente ciertas fotos están puestas para enseñar como NO hay q ir a una boda (de hecho son fotos de entrega de premios)
Me sorprende que muchos de los lectores habituales no hayan hecho comentario alguno sobre una foto en particular.
Efectivamente cada vez se viste menos acorde para tan importante evento. Aqui os dejo una foto q espero q los más puristas se animen a comentar. Mi opinión al respecto ya es conocida por todos: una boda no es un negocio por lo tanto por bonito y elegante q sea el traje, el denominado traje "diplomatico" no tiene cabida en ella.

foto de Rafael Medina en la boda de Inés Domecq

El Aristócrata dijo...

Se me olvidó comentar que la foto es de la revista Semana

ElPel@s dijo...

Sin animo de ofender a nadie... si acudo yo a una boda disfrazao como el Rafa se rie de mi toda la peña y me tachan de payaso y de patan.

Enhorabuena por tu blog... Espero que sigas enseñando a los aristocratas a comportarse como tales.

T dijo...

Rafael Feria cada día se viste peor y no parece que sepa distinguir muy bien a donde va porque sus meteduras de pata empiezan a ser clamorosas.

Helga dijo...

Creo que ElPel@s y t tienen razón.

¿Quién ha proclamado a este señor como uno de los más elegantes de España?

El Aristócrata dijo...

No puedo estar más de acuerdo con los tres últimos comentarios. Debe ser q las bodas no son el punto fuerte de este chico.

Anónimo dijo...

Hola aristócrata, necesito que escribas un artículo sobre cómo ir vestido a unas bodas de oro. Y también, si existen alternativas al traje. Gracias, buen blog.

Salitre dijo...

Ya conoceis mi opnión sobre el hijo de Nati Abascal y me ratifico: no es más que un afectado.

bcabrera dijo...

Estimado Anónimo...Ir vestido a unas bodas de oro es como ir vestido a una fiesta. Si quereís mi próximo artículo puede versar sobre la etiqueta de las mujeres..en todo tipo de eventos..de chicos el que sabe es mi compañero El aristocrata como ya habeís comprobado.
Gracias.
Un abrazo,
Bárbara C G-A

bruno dijo...

realmente "astonishing" Barbie, siempre he sabido que eras una verdadera lady!

Anónimo dijo...

Enhorabuena !!!!!!!!!!! Vas a publicar más artículos ? A partir de ahora seguiré toda tus indicaciones !!!!!!

Desde Palma os saluda María San Simón García de la Rasilla

bcabrera dijo...

Si voy a publicar más artículos y el próximo será de que como decorar la mesa, es decir como colocar copas....cubiertos, flores, velas....el pan ....
Hasta pronto!!
Gracias!
Bárbara Cabrera

Ah! dijo...

El artículo está muy bien pero me he quedado de piedra con algunas fotografías. De hecho con todas menos con la primera y la de Grace Kelly. La infanta va apropiada supongo, pero el vestido tiene un punto muy cursi. ¿No hay ningún otro ejemplo de cómo SÍ vestir para una boda?

Un blog muy interesante.

beut dijo...

Una cuestión, ¿es cierto que a una boda se debe ir con traje oscuro CAMISA BLANCA, tirantes (claro), zapatos negros de cordones y calcetines largos, pero largos? Cada vez me tengo que poner "gafas de sol" para no ver esas camisas de cuadros y rayas o ver las canillas de algunos.
Me encanta las bodas portuguesas donde todos los invitados van de chaqué.
Me gustaría expliques uso del chaqué y de día y noche así como el esmoquin de verano. Gracias

Albion dijo...

Este Medina como su tienda es un atentado, me parece un tipo engreido y si pretende erigirse en adalid de los bien vestidos y de la elegancia va por el camino del naufragio, amén de las ridículas zapatillas que pretende creerse el creador y el introductor en este país. Necesita mejorar sin duda, otra cosa es que lo haga

Anónimo dijo...

Hola, necesito tu ayuda! He sido invitada a una boda, pero tengo problemas con el color del vestido, me ha encantado uno pero es en color rojo con un escote al frente; mi pregunta es ¿Puedo llevar ese color a la fiesta?, temo molestar a la novia si es que no es el color indicado. Ayudame porfavor, la fiesta es en la noche.

CRISTIAN DUۄA$. dijo...

Excelente articulo para la belleza femenina a la hora de prepararse para una boda.
Al igual que El Aristócrata debo decir que en cuanto a elegancia femenina no soy muy entendido.
Lo importante es que el articulo despeja todas las dudas que le pueden surgir a una mujer a la hora de preparar su vestuario para una boda.
Recuerden vivir con clase y elegancia.

CRISTIAN DUۄA$.

Con algo de Estilo dijo...

Hola.
No conocía este blog y he llegado buscando fotos con prendas confeccionadas en pelo de camello.
Comentar que me dedico a la imagen y tengo una base de protocolo.
Recuerdo haber estudiado que el reloj-joya, como bien indica el propietario del blog, es lícito llevarlo en un evento importante, pero únicamente un reloj joya (esto no es un reloj pequeño con pulsera de cuero, ni un reloj plateado o dorado.
Bien es cierto que con la democratización de la moda, todo está cambiando (para bien o para mal, dirá alguno) y esta costumbre se está perdiendo incluso en los jóvenes de clases altas o realeza.
Es raro ver a la Reina Doña Sofía de gala con un reloj que no sea enteramente de brillantes o platino (de los antíguos) o la Reina Isabel de Inglaterra, en cambio, yo he visto en fotos como muchas actrices llevan puesto relojes grandes con correas de cuero y esfera dorada o plateada con brillantes o diamantes, y estas piezas no se consideran reloj-joya, por mucho que su precio así lo parezca.
Sólo era una aclaración.

Un saludo,

Anónimo dijo...

Eso fue hace cosas interesantes aquí en www.elaristocrata.com Gracias por publicar la misma.

Anónimo dijo...

hola me gusto mucho sus consejos solo tnego una pregunta que me gustaria Barbara me contestara tengo una boda a las tres de la tarde es un sabado al air libre pues me quiero poner un vestido azul oscuro ,largo me llega a los pies es muy sencillo no tiene nada de decoración quiero saber como se veria por favor me gustaria que me contestara pronto me urge.